Guillermo Moreno sentenció que “son las últimas elecciones con estas fuerzas electorales”

En una entrevista exclusiva con Mirada Crítica, el dirigente peronista palpitó el armado del nuevo partido Principios y Valores. Fue crítico con el gobierno actual: “Hubo una muy mala administración de la pandemia”. Además, remarcó que “es la primera vez que alguien que no profesa la doctrina peronista como Alberto Fernández preside el Partido Justicialista”. Por otro lado, celebró que el radicalismo “dio la sorpresa y pateó el tablero” con el surgimiento de Facundo Manes: “Las elecciones del 2023 serán con otros frentes pero gobernarán los peronistas o los radicales”.

“Serán las últimas elecciones con estos frentes electorales. Las próximas elecciones serán con otros pero van a gobernar los peronistas o los radicales”, advirtió Guillermo Moreno en una entrevista exclusiva al Grupo Mirada Crítica, quien se encuentra armando las listas de su nuevo partido Principios y Valores.

En este sentido, se diferenció del Frente de Todos: “El presidente es social-demócrata, no profesa la doctrina peronista y de allí surge el espacio como herramienta electoral del movimiento nacional justicialista para ser opción de los peronistas en términos electorales”. Asimismo, opinó que fue “muy mala” la administración del actual Ejecutivo en la pandemia y hay “al menos seis puntos de la caída de la economía que son culpa de Alberto Fernández”.

Por otro lado, afirmó que el radicalismo dio la sorpresa con el surgimiento de Facundo Manes. “Patearon el tablero político, subieron la vara y eso le viene bien a la política”.

La entrevista completa

-¿Qué se perdió o se confundió de la identidad peronista original? ¿Qué es lo que proponen desde el partido Principios y Valores, y en qué sentido se consideran peronistas?
Hay un hecho novedoso. Siempre hubo políticas desde los sectores de izquierda dentro del peronismo, o sea tratar de transformarse en dirigentes del peronismo para después llevarlo no a la doctrina peronista sino a aquellos lugares que consideran su verdad. Esta es la primera vez que alguien que no profesa la doctrina peronista como Alberto Fernández preside el Partido Justicialista, y a su vez fue votado entendiendo que iba a poner sobre la mesa la doctrina. El presidente es social demócrata. Así se definió, y desde ahí las acciones que hace son incorrectas y las consecuencias las pagamos entre todos. De allí surge el principio de valores como herramienta electoral del movimiento nacional justicialista para hacer la opción de los peronista en términos partidarios. Alguna vez el actual jefe de Gabinete hizo una declaración particular diciendo que Alberto Fernández era el primer líder hispanoamericano posmoderno. El peronismo es una estructura clásica en su pensamiento y en su acción. Y de ahí el nombre lo refleja “Principios y valores”: la justicia, la solidaridad, la rebelión, son los elementos ordenadores de cualquier sociedad desde un pensamiento clásico. El pensamiento posmoderno implica que no tenes principios y por ende tampoco valores. No hay un pasado común ni un futuro conjunto. Nosotros somos la antítesis de eso.

– A un año y medio de la asunción del nuevo gobierno, ¿cómo podría calificar el labor a nivel nacional y provincial en materia económica y sanitaria?
El impacto de la pandemia se mensura a partir de la destrucción del PBI, que promedia un 4%. En el caso de la Argentina, el presidente dice que cayó un 10%, yo digo un 14%. En cualquier caso, hay 6 o 10 puntos de responsabilidad en Alberto Fernández. Muy mala administración del presidente de la pandemia. Después el Gobernador tenía grados de libertad muy menores, pero es del mismo barco. 

-¿Podemos pensar en Guillermo Moreno candidato a presidente en 2023?
En principio, somos un partido de proyectos colectivos. La crisis es tan profunda que necesitamos construir conocimiento y acción colectiva. Lo que si podes decir que vamos a tener debates nacionales tanto este año como el 2023.

– ¿Cómo has visto el manejo de la oposición?
Siempre que perdes una elección, y más como oficialismo, hay una reconfiguración. Tengo mis dudas que los gerentes se puedan hacer cargo del negocio. Tanto Larreta como Vidal fueron gerentes del proyecto de Macri. En tanto, el radicalismo ha dado una sorpresa con el surgimiento de Facundo Manes. Ha cambiado el tablero político. No lo veo a Diego Santilli discutiendo con Manes, pero tampoco puedo ver ningún candidato del Frente de Todos que pueda tener un mano a mano con él. Parece que los radicales subieron la vara y esto le viene bien a la política. Tengo una visión que serán las últimas elecciones con estos frentes electorales. Las próximas elecciones serán con otros frentes pero van a gobernar los peronistas o los radicales. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s